Glicopirrolato hiperhidrosis

El glicopirrolato está clasificado como un medicamento anticolinérgico, un tipo de medicamento que funciona mediante el bloqueo de ciertos impulsos nerviosos. Se utiliza comúnmente en el tratamiento de úlceras en adultos y niños. Este medicamento también ha sido encontrado útil para las personas que sufren de sudoración excesiva, una condición conocida como hiperhidrosis. Si otros medios para controlar el problema de la sudoración no funcionan, puede que el glicopirrolato sea la mejor opción. Es importante que los pacientes sean conscientes de que puede tener efectos secundarios significativos, por lo que nunca debe ser administrado sin la recomendación de un médico.

Glicopirrolato hiperhidrosis

Según los profesionales, el glicopirrolato oral, funciona bien para la sudoración, ya que bloquea los impulsos nerviosos a las glándulas sudoríparas. Las personas con hiperhidrosis severa pueden beneficiarse de tomar este medicamento, pero lo mejor es empezar con las soluciones más simples, menos intrusivas. Los medicamentos orales como el glucopirrolato generalmente deben tomarse sólo cuando sea absolutamente necesario.

A veces, se aconseja a los pacientes probar un antitranspirante de uso general como primer paso. Debe aplicarse en las áreas problemáticas, según sea necesario. Si esto no trae alivio, el paciente debe probar un siguiente antitranspirante con receta médica que contiene cloruro de aluminio como una solución potencialmente más efectiva. Muchas veces esto puede minimizar o eliminar la hiperhidrosis, evitando la necesidad de utilizar glicopirrolato oral para la sudoración.

Los antitranspirantes de prescripción se deben aplicar en la noche y luego se remueven alrededor de ocho horas más tarde. A las personas con piel sensible se les recomienda limitar la duración de aplicación a seis horas. Aun y así, el uso de antitranspirantes de prescripción en la cara pueden causar enrojecimiento y desarrollar erupción. Para aquellos que desarrollan una erupción puede ser mejor usar antitranspirantes de prescripción sólo en ocasiones importantes y reducir al mínimo el tiempo que está en contacto con la piel para reducir la posibilidad de reacciones adversas.

Si las medidas tópicas no son eficaces, a menudo el siguiente paso es el tratamiento con glicopirrolato para la sudaración. Este medicamento oral interfiere con la función de las glándulas sudoríparas, de modo que la sudoración se reduce al mínimo. Debido a los muchos efectos secundarios, la medicación sólo debe intentarse cuando ninguna de las medidas más sencillas ayudan. Algunos de los efectos secundarios más comunes de tomar glicopirrolato son la sequedad de boca, estreñimiento y visión borrosa.

Para las personas que tienen ansiedad social debido a la sudoración facial excesiva o por tener las manos muy sudorosas, puede valer la pena tener que tratar con los efectos secundarios del glicopirrolato. Se ha demostrado que el glicopirrolato para la sudoración es muy eficaz y puede marcar una diferencia significativa en la cantidad cómo suda una persona. Cuando otros remedios no funcionan, este medicamento puede ser la respuesta.

Glicopirrolato para el sudor

El Bromuro Glycopyrronium no es adecuado para todos y algunas personas nunca deben usarlo. Otras personas sólo deben usarlo con cuidado especial. Es importante que el médico que prescribe este medicamento conozca el historial médico completo del paciente.

El médico sólo puede prescribir este medicamento teniendo especial cuidado o no podrá prescribirlo en absoluto si el paciente:

  • Es alérgico o sensible o ha tenido una reacción a alguno de los ingredientes de la medicina.
  • Está embarazada.
  • Tiene una infección de la piel.
  • Tiene una enfermedad pulmonar obstructiva crónica.
  • Tiene glaucoma.
  • Tiene problemas de corazón.
  • Tiene problemas de próstata.
  • Tiene tirotoxicosis.
  • Tiene problemas urinarios.

Con el tiempo es posible que el bromuro de Glycopyrronium pueda llegar a ser inadecuado para algunas personas, o que los pacientes se vuelvan inadecuados para el glicopirrolato. Si en cualquier momento parece que el bromuro de glicopirrolato deja de ser adecuado, es importante ponerse en contacto con el médico de inmediato.

El uso de Glycopyrronium Oral en Hiperhidrosis

En una publicación médica "Use of Oral Glycopyrronium Bromide in Hyperhidrosis" se obtuvieron buenos resultados con el bromuro glicopirronio oral en el tratamiento de personas con sudoración excesiva. Sin embargo, al menos un tercio de las personas que fueron tratadas tenía un buen número de efectos secundarios.

Glicopirrolato tópico para la hiperhidrosis

El glicopirrolato es un fármaco anticolinérgico que se puede tomar por vía oral para el tratamiento de la hiperhidrosis o sudoración excesiva. En una serie de 24 pacientes, hubo 9 con hiperhidrosis generalizada y 15 con hiperhidrosis localizada. De este grupo, el 79% respondió bien al tratamiento con bromuro de glicopirronio oral. Sin embargo, los autores afirman que el tratamiento tiene efectos secundarios limitados en alrededor de un tercio de los pacientes. Los efectos secundarios comunes de los fármacos anticolinérgicos son la boca seca, visión borrosa y ocasionalmente, temblores.

Conclusión: Al igual que con todos los métodos diseñados para tratar la sudoración excesiva, una vez más, los beneficios del tratamiento deben sopesarse frente a los efectos secundarios. Para los que sufren de sudoración excesiva muy grave, el glicopirrolato puede ser un tratamiento viable. Sin embargo, para la sudoración localizada, los efectos secundarios generalizados pueden ser demasiado desproporcionados en comparación con los beneficios de tratar su hiperhidrosis.